Carta a la Embajada de los Estados Unidos Mexicanos en el Reino Unido

May 20, 2022

A continuación, reproducimos la carta que entregamos el día de hoy ante nuestra embajada en el Reino Unido, en donde le comunicamos a la embajadora, la Mag. Josefa González – Blanco Ortiz – Mena, nuestras demandas y exigencias, ante las graves violaciones de nuestros derechos humanos por parte de la minera PENMONT (Fresnillo PLC), la cual se encuentra evadiendo la justicia mexicana desde hace ocho años, al no acatar las sentencias emitidas por el Tribunal Agrario #28 en el 2014, las cuales estipulan, entre otras cosas, que dicha empresa debe devolver todo el oro extraído de forma ilegal de nuestras tierras.

Londres, 19 de mayo de 2022

Mag. Josefa González – Blanco Ortiz – Mena

Embajadora de los Estados Unidos Mexicanos

Embajada de México en Reino Unido

Estimada Embajadora, reciba un cordial y respetuoso saludo desde el ejido El Bajío, el cual se encuentra ubicado en el municipio de Caborca – Sonora. Nos dirigimos a usted, para presentarle nuestro caso, y que cuente con información certera sobre los acontecimientos que hemos vivido, durante más de dieciséis años, en nuestras tierras.

Nuestro ejido se encuentra en conflicto con la minera PENMONT, que pertenece a FRESNILLO PLC (empresa que se encuentra listada en la London Stock Exchange) desde el 2007. Esta empresa minera, ocupó nuestras tierras de forma ilícita y estableció en ellas la mina Soledad – Dipolos, desde la cual, según sus propios informes, extrajo entre los años 2010 y 2013, 236.709 onzas de oro, removiendo 10.833.527 toneladas de nuestras tierras obteniendo una ganancia aproximada de 436 millones de dólares con esta operación.

En el 2009 se interpuso una primera demanda ante el Tribunal Unitario Agrario 28 con sede en Hermosillo, Sonora. Al no contar con los permisos correspondientes para el uso de explosivos, al haber violado varias leyes y los derechos de las y los ejidatarios, el Tribunal estableció que la minera PENMONT debía desalojar inmediatamente nuestras tierras. Sin embargo, el desalojo sucedió el 13 de Julio de 2013, sólo cuando la fuerza pública intervino, logrando el cese de la actividad minera y el retiro de la empresa de nuestras tierras.

Posteriormente, en diciembre de 2013, se interpusieron 67 nuevas demandas ante el ya mencionado, Tribunal Agrario número 28 de Hermosillo – Sonora. Durante dichos juicios la empresa minera, no acreditó tener concesiones para la explotación dentro del territorio del ejido El Bajío.  La sentencia definitiva se obtuvo  el 8 de diciembre de 2014.

Las sentencias dictadas por el Tribunal indican que la minera PENMONT debe:

  1. Devolver al ejido El Bajío todo el oro extraído durante la ocupación ilícita de las tierras.
  2. Desalojar todas las tierras del ejido el Bajío.
  3. Pagar las rentas a los ejidatarios por la ocupación ilícita de sus tierras; que este pago debe contabilizarse desde el inicio de dicha ocupación y que deberá estipularse hasta que la tierra sea restituida a su estado original.
  4. Restituir las tierras a su estado natural; esto implica que las tierras deben ser regresadas al estado que guardaban antes de la ocupación ilegal por parte de la minera PENMONT, esto incluye el resarcimiento de: cerros, flora fauna y rellenar tajos. Además, se establece que en caso de no ser físicamente posible la restitución de las tierras, se debe entonces, indemnizar al ejido El Bajío.
  5. Remediar el daño al medio ambiente y descontaminar las tierras, dejándolas en condiciones aptas para ser utilizadas en actividades agrícolas y/o ganaderas.

Desde que se dictaron estas sentencias, la minera PENMONT se encuentra en desacato de la ley y de la justicia de nuestro país ya que las mismas no han sido ejecutadas. El único logro que hemos obtenido es la desocupación de nuestras tierras por parte de la minera.

Posteriormente en el 2019 interpusimos un nuevo juicio ante el Tribunal Agrario número 28, por el otorgamiento de un título de propiedad, de un lote perteneciente a nuestro ejido a la minera PENMONT por parte de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano. El pasado 12 de enero del presente año, el Tribunal dictó sentencia y en la misma se estipula que:

  1. Se declara nulo el título de propiedad otorgado a la Minera PENMONT por la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano ya que las tierras en cuestión están ubicadas dentro de los territorios dotados al ejido El Bajío, bajo decreto presidencial de fecha 18 de agosto de 1971, tal como está demostrado en el plano definitivo aprobado al núcleo ejidal.
  2. Se ordena la cancelación de todo registro de dicho título de propiedad existente en la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano.
  3. Se ordena la cancelación del registro de dicho título de propiedad ante la Delegación de Registro Agrario Nacional en el estado de Sonora.
  4. Se ordena la cancelación de la inscripción de dicho título de propiedad ante el Registro Público Catastral y Registral del estado de Sonora.
  5. Se ordena la cancelación de la inscripción de dicho título de propiedad ante el Registro Público de la Propiedad de Caborca, Sonora.
  6. Se condena a la parte demandada al respeto irrestricto de la propiedad social del ejido El Bajío y se le solicita, que en un futuro se abstenga de realizar actos que perturben la posesión jurídica y material que el ejido mantiene dentro del territorio.

Esperamos que esta sentencia sea ejecutada y que la empresa minera no continúe evadiendo la justicia, tal como ha sucedido con las sentencias dictadas en el 2014.

Hemos decidido venir ante usted, como embajadora de los mexicanos y las mexicanas ante el Reino Unido, para presentarle nuestro caso porque la empresa Fresnillo PLC la cual como ya indicamos, es propietaria de la minera PENMONT, cotiza en la bolsa de valores de Londres y cuenta con accionistas de este país. 

La presencia de la minera PENMONT dentro de nuestros territorios ha traído como consecuencia directa: graves afectaciones al medio ambiente; el saqueo y el despojo de nuestras tierras; el desplazamiento forzado de nuestros ejidatarios; violaciones a los derechos humanos y la imposibilidad de desarrollar una vida plena y en paz dentro de nuestro ejido.

Consideramos importante destacar que en el ejido El Bajío, habita la mayor población de Berrendo Sonorense, que como usted sabe, es una especie en peligro de extinción. Es hogar, también, del Gran Desierto de Altar,  que cuenta con una biósfera única en el planeta, la cual se ha visto totalmente trastocada por la presencia de la actividad minera.

Nosotros, desde el ejido El Bajío, apostamos por la vida. Sabemos que las afectaciones al territorio tienen consecuencias directas sobre todos nosotros, es por ello que consideramos de suma importancia, que usted, como nuestra representante y defensora del medio ambiente, cuente con esta información y pueda generar acciones que conlleven al cumplimiento de la justicia, a la conservación de nuestro medio ambiente y a la defensa de la vida de todas y todos los mexicanos en nuestro país.

Esperamos que pueda usted ser una vocera de nuestro caso y así elevar nuestras voces ante la diplomacia internacional,

Atentamente, 

Miembros de el Ejido El Bajío

CC:

London Mining Network

Londo Mexico Solidarity

Dan Carden, MP for Liverpool Walton

Nicole Piche, APPG Human Rigths

Foreing, Commonwealth and Development Office

La violencia de la “guerra contra las drogas” al servicio de las mineras en México

La violencia de la “guerra contra las drogas” al servicio de las mineras en México

Las compañías mineras, nacionales y transnacionales, se benefician una y otra vez del régimen de terror impuesto por la guerra antidrogas, como demuestran las investigaciones de periodistas y de académicos. La periodista Dawn Marie Paley, en su libro Capitalismo Antidrogas indica: “Los proyectos mineros han sido de los espacios más conflictivos de la expansión capitalista en México, y la mayor parte de la producción de oro y plata en el país se da en los estados con las tasas más altas de violencia (Chihuahua, Zacatecas, Guerrero, Durango y Sonora)”.

read more
La violencia en México al servicio de la expansión capitalista

La violencia en México al servicio de la expansión capitalista

Raúl Ibarra de la Paz, ejidatario del Bajío y su esposa Noemí Elizabeth López Gutiérrez fueron desaparecidos el 12 de febrero de 2018, después de ser secuestrados por un grupo de personas armadas que ingresó ilegalmente al ejido El Bajío ubicado entre los municipios de Puerto Peñasco y Caborca, Sonora.

read more

TOLVANERA | DOCUMENTAL

Una tolvanera o lluvia de arena es una corriente de aire, muchas veces previa a la lluvia, que arrastra tierra y arena del desierto.  “Hermanos de las ciudades, venid al encuentro de vuestros hermanos de los campos; hermanos del taller, venid a abrazar a vuestros...

read more